Conoce cómo se comporta tu dinero y vivirás tranquilo toda tu vida | MoneyStrands

Algunos lo llaman terapeuta financiero; otros, se refieren a él como un mentor de las finanzas. Pero ambos casos describen la función que desempeña Juan Naranjo: dar soluciones sencillas y concretas al problema de las finanzas personales.

Tras haberse dedicado a la gestión de patrimonios por todo el mundo, Juan Naranjo volvió a España para ayudar a familias y a particulares a manejar su dinero con éxito. En otras palabras, a que las personas que quieran mejorar su situación financiera y vivir mejor conozcan (de verdad) cómo se mueve su dinero.

¿Qué lo hace distinto a otros coaches financieros? La claridad con la que utiliza el lenguaje del dinero para que sea comprensible y te motive a tomar acción. Las metáforas son su forma de explicar conceptos aparentemente complicados. Y funcionan.

Por este motivo, explica en un eBook cómo actúa el miedo en la salud de nuestra economía personal, cómo identificar nuestra principal enfermedad del dinero y de qué manera invierten los especialistas. Veamos por qué y cómo hace lo que hace.

 

1. ¿Por qué decidiste ser coach financiero?

 

Porque el dinero tiene un fuerte componente emocional, y existe mucho dolor financiero.

Cuando tenía 16 años, alrededor del año 85, ví como venía regularmente un bancario a casa de mis padres para pedirles la cuota pendiente de la hipoteca que debían. Al no poder pagar, el banco acabó quedándose con la casa, y mi padre me dijo: “si no puedes con el enemigo, únete a él”.

Jamás olvidé esas palabras. Hoy entendí que en la proyección esta el éxito, eso es lo que me enseño mi padre. Desde entonces la economía me ha interesado muchísimo. No sólo no quería llegar a la misma situación que mis padres, sino que quería aprender cómo
funciona el dinero para poderle sacar el máximo partido.

Desde entonces, me he dedicado a la gestión de patrimonio en varios países y al manejo de finanzas de particulares.

Ahora, ayudo a mis clientes (familias y emprendedores) a través del coaching. Una herramienta que permite con preguntas muy concretas y especificas, encontrar respuestas y soluciones para que las personas se desbloqueen.

Mi objetivo es inspirar y guiar a las personas a enfrentarse psicológicamente al dinero para que puedan controlar sus decisiones y ser más felices. Sólo entonces se puede vivir bien.

 

2. Afirmas que “para llevar bien las finanzas personales no es complicado y no tiene por qué estar reservado a las élites”. ¿Cuál es el primer paso para tomar acción?

 

Enfrentarse a conocer la situación financiera y tomar control. Son tareas psicológicamente complicadas, especialmente la primera, que requieren un esfuerzo emocional. Pero es fundamental hacerlo si de verdad queremos gestionar nuestro dinero mejor y hacer que este trabaje para ti y no al contrario que es como sucede normalmente.

Para empezar, distinguiendo estos tres bloques financieros separados ya se puede trabajar y optimizar cualquier situación:

  • El dinero que ingresas y el dinero que gastas. ¿Cuáles son tus fugas?
  • Las categorías donde se te va el dinero (diversión, ocio…).
  • La capacidad de ahorro que según las estadísticas puede ser como mínimo un 10%, de no ser así, hay un zona de mejora importante.

 

3. ¿Piensas que la generación Millennial, supuestamente más informada, maneja bien las finanzas?

 

No. Los Millennials tienen los mismos problemas que tienen sus padres. Desconocimiento financiero y falta de estrategia. Traemos instalados su patrón y lo ejecutamos igual que ellos de manera inconsciente.

Cuando pregunto a los jóvenes por qué ahorran (los que lo hacen), miran al cielo y después me responden “por si a caso”. Y el por si siempre es malo: por si ocurre algo, por si se me avería el coche, por si tengo una emergencia… Con este paradigma, no se puede ni tenerun plan ni estar motivado para cumplirlo. Debemos recordar que lo bueno esta por llegar.

Los Millennials tienen más información a su alcance pero pocos se hacen una selfie financiera para saber dónde están. Sólo cuando las decisiones están basadas en el conocimiento se puede introducir el control. ¡Y qué casualidad! Cuando hay control, desaparecen los imprevistos. ¿Qué te parecería tener siempre tus imprevistos bajo control? Eso es lo que conseguimos en el programa Multiplícate.

 

4. ¿Cuál crees que es el mayor error que comete la gente cuando se trata de dinero?

 

El primero, no poner nombre al problema el en que se encuentran. Nadie busca una solución a un problema a que no tiene, ¿no te parece? y el segundo y más importante, la falta de compromiso con ellos mismos para tomar el control de sus finanzas y alcanzar su
tranquilidad financiera.

Cuando pregunto a un cliente qué grado de compromiso tiene para empezar a gestionar su dinero, y me contesta un 80%, pienso: “¡Empezamos mal!”. La respuesta tienen que ser siempre de un 100%.

El tercer mayor error es no tener visión a futuro ni planificación coherente. ¡Fíjate que cosa más curiosa! La gente se endeuda y se hipoteca a 30 años con una facilidad tremenda. En cambio, cuando tiene un sobrante económico (capacidad de ahorro), quiere invertir a corto plazo. Cuando lo lógico es que si nos adeudamos a largo, las inversiones también lo sean.

El cuarto error, pero no menos importante, es el desorden. Piensa en una casa. ¿Verdad que si entro en la cocina, y abro el congelador, voy a encontrarme productos congelados? En unas casa estará más lleno; en otras, más vacío. Pero lo que esté dentro estará congelado. Si voy al baño, es probable que me encuentre un plato de ducha o una bañera. Si voy a la habitación, será coherente encontrarme una cama y un armario. ¿Por qué, entonces, eso que tenemos tan claro en casa, no lo trasladamos al
dinero?

La coherencia en el sector financiero es primordial. Tengamos cuentas destinadas a varios objetivos. Por ejemplo, si nuestro objetivo es ahorrar, sepamos para qué (coche, portátil, vacaciones, jubilación…) y creemos cuentas y estrategias específicos para cada uno de
ellos.

 

5. ¿Confías en tu dispositivo móvil para administrar mejor tus finanzas personales?

 

Muchísimo. Nunca había sido tan fácil hacer un chequeo de tus finanzas.

Del mismo modo que nos miramos al espejo antes de salir a la calle para comprobar qué aspecto tenemos, recomiendo siempre a mis clientes que se tomen un minuto para comprobar el estado de sus cuentas. El móvil facilita este proceso enormemente.

Si empiezas el día sabiendo de cuánto dispones, es difícil que te lleves una sorpresa desagradable. Y en el caso de que ocurriera algo inesperado, la capacidad de reacción será más rápida porque ya tienes el hábito de estar pendiente de tu dinero.

 

6. ¿Cuáles son algunos de tus consejos de gestión favoritos?

 

Generar el hábito de ahorrar y invertir el dinero periódicamente.

Aunque únicamente pudieras ahorrar 50€ al mes, hazlo. A menudo, cuando planteo a mis clientes ahorrar esta cantidad me dicen: “Eso es una mierda, para ahorrar sólo 50€ prefiero gastarlos”. Es una opinión lícita.

Sin embargo, si ahorras 50€ al mes, al año son 600€. No es un gran capital, pero en 10 años serán 6.000€. Y si ese dinero lo gestionas de manera correcta, se puede convertir entre 12.000€ y 18.000€, es ese momento cuando puedes empezar a darte cuenta que 50€ pueden ser 12.000 en 10 años. Ya no es tan malo, ¿no te parece?

Mantener la disciplina de mover una cantidad de los ingresos mensuales a una cuenta de ahorros puede ser la diferencia entre ricos y pobres.

¡Automatiza la gestión y tendrás mucho ganado!